Compártelo:

" /> Arte africano: Exposición «Reino de Oku» en la Fundación Alberto Jiménez-Arellano Alonso de la Universidad de Valladolid. | | Revista Atticus

Arte africano: Exposición «Reino de Oku» en la Fundación Alberto Jiménez-Arellano Alonso de la Universidad de Valladolid.

Arte africano: Exposición «Reino de Oku» en la Fundación Alberto Jiménez-Arellano Alonso de la Universidad de Valladolid.

La Fundación Alberto Jiménez-Arellano Alonso (Universidad de Valladolid) acoge desde el mes de mayo la Exposición «Reino de Oku» en su sede situada en el Palacio Santa Cruz de Valladolid, dentro de la Sala San Ambrosio. La muestra ha sido inaugurada, de forma oficial, hoy 5 de junio con la presencia del rector de la UVA Marcos Sacristán, Ana Alonso y Alberto Jiménez Arellano (presidenta de honor y vicepresidente del patronato de la Fundación), Amelia Aguado, coordinadora de la Fundación y Ramón Sanz, asesor de la misma.

La exposición saca a la luz un conjunto de piezas de enorme valor etnográfico. Son las últimas incorporaciones a las colecciones de arte africano de la Fundación Alberto Jiménez-Arellano Alonso de la Universidad de Valladolid.

El reino de Oku está compuesto por cerca de 36 aldeas situadas en la zona noroeste de la actual república del Camerún, en la región de Grassland. Su capital es Elak y tiene una población cercana a los 120.000 habitantes. Su rey Sintieh II ha nombrado a la propia Fundación como «la mejor embajadora para la promoción de los valores culturales y artísticos en Europa».

Su llegada a Valladolid ha sido posible gracias al esfuerzo y unas arduas negociaciones llevadas a cabo desde 2006 y que culminaron con la firma de un acuerdo con el propio rey.

Gran parte de las obras expuestas tiene la condición de regalías, es decir, objetos cuyo uso está reservado exclusivamente al soberano. Algunas de ellas datan de los siglos VIII y VII antes de Cristo en un material frágil y de compleja conservación. La mayoría de las piezas están talladas en madera como las «camas de jefatura» y los «tronos rituales». También se ha instalado en la muestra un pórtico del palacio real decorado con los emblemas y símbolos de su autoridad.

Es muy destacable el conjunto impactante y tremendamente llamativo de las máscaras que algunas Sociedades Secretas tradicionales del reino Oku utilizan en sus ceremonias, cuyas actividades y objetos deben permanecer en el más estricto misterio. Estas sociedades son las encargadas de castigar los comportamientos antisociales de sus súbditos. Los castigos son aplicados por sus máscaras que tiene una gran carga mágica, sinónimo de medicina. Por eso danzan en las ceremonias y rituales y cuanto más agresiva es su danza y más repulsivo es su aspecto, mayor será su poder.

La exposición se completa con una serie de instrumentos musicales y distintos objetos fetiches que al igual que todo lo anterior es la primera vez que se pueden contemplar fuer del reino de Oku.

El espacio expositivo (gran juego de luces y ambientes) está dividido en distintos espacios. Hay un buen número de cartelas que nos informan de las principales piezas. La muestra se completa con una serie de audiovisuales que constituyen un material único en cuanto a la cultura africana.

Como bien definía la coordinadora de la Fundación Amelia Aguado, la visita a esta exposición supone un «viaje en el tiempo» a un reino que esta vivo.
El reino de Oku ocupa la Sala San Ambrosio, un espacio que antes formaba parte del Museo de la UVA y eestá situada en la entreplanta del Palacio de Santa Cruz. Esta colección se complementa con el Salón de los Rectores (que sirve como introducción a la colección magnifica de arte africano que posee la Fundación Alberto Jiménez-Arellano Alonso) y con la Sala Renacimiento que alberga además de una interesante colección de terracotas (una de las más importantes colecciones de carácter público del mundo), conserva los artesonados originales del antiguo Colegio Santa Cruz fechados a finales del siglo XV

Otro reino, otra cultura, y una importante colección de arte africano a tan solo dos pasos de nuestra casa. Ah, y es gratuita.

La Fundación Alberto Jiménez-Arellano Alonso de la Universidad de Valladolid es una institución sin ánimo de lucro y fue creada en el año 2004.

Datos de la exposición:
Horario:
De lunes a sábados: de 11 a 14 horas y de 16,30 a 19,30 horas. Domingos: de 11 a 14 horas.
Entrada gratuita.

Es de agradecer que dejen hacer fotos (¡Sin FLASH!)

Visitas guiadas gratuitas para centros educativos y colectivos. Previa reserva llamando (de lunes a viernes, de 11 a 14 horas) al teléfono 628 700 176, o en el correo educarellanoalonso@gmail.com.
De lunes a viernes (máx. 25 personas)
Teléfono: 983 184 530
fundación.jimenez-arellano@uva.es

Más información:
http://fundacionjimenezarellano.com/
www.facebook.com/fundacionarellano

Luisjo Cuadrado

Fotos: Jesús González (Haciendo Clack)

Revista Atticus

3 Comments
  1. Autenticas maravillas, siempre me ha impresionado todo lo AFRO una exposición que tiene que ser un autentico lujo visitarla.

    Un abrazo¡¡¡¡

  2. Genial la exposición, no tiene desperdicio.
    Quería comentaros que la Sala hace poco que ha cambiado su horario, y ahora es de Martes a Sábados de 11:00 a 14:00 y de 16:30 a 19:30, y los Domingos de 11:00 a 14:00. Lo podéis comprobar en su página de Facebook y en su blog: http://www.fundacionjimenezarellano.com

    Saludos y enhorabuena por la revista!

  3. hola sños
    me encanta de ver este exposicon y gracias .
    yo soy uan artista de senegal que vivo aqui en madrid quiero conocer a usted y tambien hacer relaciones con vuestros .
    çattentamiento

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Suscribete

Copyright ©2017, Revista Atticus

Siguenos
  • Facebook
  • Twitter