21 de mayo de 1972: atentado contra la Piedad de Miguel Ángel.

 

Se acaban de cumplir cuarenta años del atentado contra la Piedad de Miguel Ángel Buanorroti. El 21 de mayo de 1972 un hombre, mentalmente perturbado se alzó sobre la escultura y martillo en mano propinó una serie de desperfectos que afectaron, fundamentalmente, a la Virgen (párpado izquierdo, nariz rota y rotura de varios dedos de su mano izquierda). Se procedió a un meticuloso proceso de restauración. Como consecuencia de aquel atentado se blindó el grupo por medio de una pantalla de cristal que la protege en la actualidad de actos vandálicos.

Laszlo Todt entró ese día, domingo, en la Basílica del Vaticano como un peregrino más dispuesto a recibir la bendición papal. Vestía camisa roja y un esmoquin negro en el cual escondía un martillo de geólogo. Logró burlar la seguridad entre la multitud. Se alzó sobre la barandilla de mármol situada a la entrada de la capilla de San Pedro y arremetió contra la escultura. Asestó hasta 15 golpes a la escultura al grito de «Yo soy Jesucristo y he regresado de la muerte».

 

Rápidamente es arrestado, conducido a prisión y condenado por la acción. Laszlo Todt de  nacionalidad húngara, pero afincado en Australia, al cumplir su condena fue deportado.

 

Se pudieron recuperar los fragmentos rotos que afectaron sobre todo a la nariz, el párpado y la mano izquierda de la Virgen. Por medio de una resina procedente de Brasil se logro reconstruir la pieza y devolverla su aspecto original.

 

Hasta junio de 1973, es decir, algo más de un año, no volvió a ser expuesta. Eso sí, tras un grueso cristal blindado.

 

Las imágenes recogen el momento en que se produce la agresión y los daños ocasionados. El vídeo es un documento excepcional que recoge el ataque, la visita del Papa Pablo VI y el posterior proceso de restauración. Una joya.

 

 

 

 

 

 

Os dejo el documental

 

Revista Atticus

 

 

Marcador

Fichero archivado: General

Le gusto este articulo? Subscribete a mi RSS feed y obtener mas descargas!